Archivo | 30 septiembre, 2011

Para la gente que copia.

Conozco casos de importantes artistas que se copian unos a otros, cantantes que con la posterior (nunca antes) excusa de homenaje, maquillan su triste copia como un tributo. Un tributo que se repite una y otra vez convirtiéndose en infinito hasta consolidar carreras enteras.

He trabajado con profesores que no han tenido escrúpulos en sacar una coreografía de Youtube y enseñarla en sus clases como si fuese creación suya.

Una vez incluso felicité a uno de ellos tras ver una actuación que creí fue montada por esa persona. Esta persona incluso lo agradeció. Luego me enteré que ese trabajo no era suyo… ¿Cómo pudo atribuirse el mérito e incluso dejar que la felicitara?

He conocido a gente que ha impartido clases y talleres con material que el día anterior le tuvo que enseñar otra persona porque no era capaz de montar nada… ¿Que sentido tiene ejercer de algo que sabes que no eres? Demasiado trabajo, demasiada inconsciencia.

Incluso a mí misma me han copiado. Alguna vez he asistido a una actuación y he descubierto entre la sorpresa y el impacto inicial como han usado alguna de mis ideas para una actuación, o descubierto un video en el que alguien usa una coreografía mía que enseñé en clase, o pasos sueltos… luego viene el enfado por supuesto. El enfado y la rabia.

Y tras eso la pregunta: ¿Por que copia la gente?

Recuerdo una conversación que mantuve con una persona hace años. Hablábamos de mi trabajo y el suyo. Yo la conocí por el suyo, el cual, no tenía nada que ver con la danza en absoluto. Me anunció que iba a comenzar a dar clases de baile, estaba emocionada.

Yo ya me he acostumbrado a que todo tipo de gente se crea capaz de ejercer de profesor de baile, especialmente de Hip Hop, en el que parece valer todo y que nadie sabe diferenciar un profesional de un “quiero ser”.

Por ello sólo la escuchaba. No vale de nada enfrentarte a estas personas, lo único que puedes hacer es seguir trabajando para poder seguir marcando la diferencia, que tarde o temprano, se acaba viendo.

La conversación se detuvo en seco con una pregunta que, a pesar de haber vivido y escuchado muchas cosas más, nunca he olvidado ya que me impactó sobremanera:

- ¿Y tú? ¿De donde sacas los pasos? ¿De videos? ¿De otras clases? ¿Porque yo he buscado en… (…) –

Me quedé realmente estampada contra esta pregunta, la cual se repetía en mi cabeza. ¿De verdad me estaba preguntando eso?

Me cambió la visión de estos seres sin talento.

Quedé empapada de esta inconsciencia que me explotó en la cara sin avisar. Pura realidad que me traía por fin la respuesta. La otra cara. ¿La explicación?

Cuando terminó de hablar o cuando pude reaccionar simplemente contesté:

- ¿Montándolo yo? – Casi asustada por la total evidencia de mi contestación –

Cuando se pone un restaurante se compran las mesas y sillas, cuando se pone una peluquería los sillones y espejos… cuando eres coreógrafo o profesor NO SE COPIAN LOS PASOS NI LAS IDEAS.

El hecho de crear, idear, montar y coreografiar ES PARTE DE TU TRABAJO.

De lo que debes ser capaz de hacer. De lo que eres.

¿Acaso un profesor no sabe que tendrá que acabar creando el material coreográfico con el que trabajará en clase?

¿Intentaría yo ser pintora profesional (me encantaría) sabiendo que no soy capaz de pintar y aún menos crear un cuadro original? ¿Podría vivir fingiendo lo que no soy a base de copiar un cuadro tras otro?  ¿O cantante a base de versiones?

Estas personas que copian y lo ven normal, lógico y se dan a ellas mismas el permiso pienso que son personas que jamás llegaran a crear nada en lo que realmente hayan invertido esfuerzo y trabajo.

Cuando sabes lo que cuesta crear algo tuyo y sacarlo adelante, automáticamente se crea en ti ese respeto por el trabajo de los demás.

Sé que hay personas que alguna vez crearon y con la excusa de estar cansados, quemados o no tener tiempo, se permiten hacerlo como “de vez en cuando”.

¿Creéis que eso está justificado?

Yo conozco la presión y la horrible sensación del vacío. Yo sé como no hay color entre trabajar de la mano de la inspiración y el tener que llamarla, gritarle, suplicarle que venga… Se lo que es estar exhausta y agotada mentalmente, no verte capaz ni de crear un simple ocho. Trabajar en cuatro o cinco proyectos distintos y tener que sacarlos todos adelante.

Pero eso, NUNCA, es una excusa.

Si no lo eres, no lo eres.

Si no puedes, no puedes.

Si no tienes capacidad para crear, no finjas que has creado.

 

Pienso que esas personas esperan que la gente nunca los descubra. O bien exportando material entre distintos países o bien buscando el video más remoto y desconocido de Youtube. Otras piensan que porque van a usar su obra robada para un evento poco importante, el autor original nunca lo sabrá.

¿A qué juegan?

Luego está la situación cuando se les descubre.

Entonces aparece una excusa de la lista originada por los “Ladrones Artísticos” que son del tipo de: Es un pequeño homenaje, No pasa nada porque era para una tontería, Es que no tenía nada montado,  Si todo está inventado ya! , Es sólo un trocito mujer, Pero yo también he montado cosas alguna vez! , Es que no se me da bien montar!! ( ¿Perdona?)  o la risa…

La risa de que no pasa nada. De estás exagerando, de ¿Qué más da?

La risa de la despreocupación que caracteriza al mediocre sin telento que no es consciente de demasiadas cosas.

Estas personas piensan que todos lo hacemos alguna vez. Que es lo más normal del mundo robar el trabajo de otro y usarlo para salvarte el culo en una clase o en una actuación.

Un profesor pensará que es normal también, porque están hartos de montar y son muchas clases, y no pueden… y que más da, y no se enterarán. Yo salvo mi clase y listo. Y además quedo genial claro, porque lo que he copiado (y ahora es mío) es guapísimo, a la gente le encanta. Punto positivo para mí.

El caso de gente con más renombre es sencillamente alucinante.

A estas personas la gente nunca les plantará cara. Lo verán en la Tv y seguirá siendo el mejor, ignorarán que ha copiado. Ignorarán todo. Pagarán por sus clases o cursos una y otra vez aún sabiendo que lo que van a bailar lo pueden ver por Youtube con un precio de 0 euros.

¿Has probado a sacar una coreografía de un video?

Yo lo hacía cuando empezaba a bailar, por el puro placer de bailar esa coreografía que tanto amaba o disfrutaba, aprendí mucho así. Gracias a El y a muchos otros que vinieron después. Y bueno, es complicado primero sacar el lado correcto, (todo en la pantalla se vé del lado contrario), los movimiento has de verlos una y otra vez, probarlos, te lleva mucho tiempo…

Incluso alguna vez he tenido que recordar alguna coreografía mía porque la querían para algún trabajo y ha sido horrible. Xd Ni mis propios pasos era capaz de sacar fácilmente.

Y al pensarlo me digo, ¿No veis que es incluso MUCHO más fácil crearlo tu?

Es así. Te lleva menos tiempo, menos comederos de cabeza, menos rebobinar.

Al pensarlo todo se vuelve aún más ridículo.

Ah! El caso del exportador internacional de pasos o el roba material de clase. Esto es distinto. Aquí el sujeto ya lo tiene aprendido. Por lo que la posibilidad de que el autor original “te pille” es mucho mayor porque es alguien de tu entorno.

¡Como me gustaría hacer aparecer a autores originales en el momento del hurto!

Lo que yo hago te puede parecer horrible, bueno o regular. Pero es MIO.

 

Solo quiero decirte una cosa persona que copias:

 

En el momento en que te veas frente a una pantalla copiando una coreografía o haciendo uso de una idea robada como tuya, quiero que sepas que has llegado a lo más bajo. No eres.

Cuando impartas un curso o una clase y lo que vayas a enseñar no haya salido de tu propio sudor y mente, estás acabado. Eres mentira.

Y quiero que sepas también que no importa que el autor original nunca lo sepa.

No tienes talento, eres un fraude, un mentiroso y un ladrón.

Y eso, SIEMPRE LO SABRAS TU.

 

 

En defensa de todos los autores originales de ayer, hoy y de mañana.

Los únicos que hacen que todo siga.

 

Emi G.

 

 

 

Continue Reading · 7

Inspired by and dedicated to Michael Jackson